17 febrero, 2012

RESEÑA GHOST RIDER: SPIRIT OF VENGEANCE (EL VENGADOR FANTASMA 2)

Por Enrique Spike Puig, colaborador de Comikaze, para http://www.lightandnoise.tv/

Nos encontramos aquí reunidos para charlar sobre el nuevo filme que salió bajo el estandarte de Marvel Knights. En cómics, este sello imprime historias usualmente fuera del canon y más pesadas, ya sea de manera psicológica así como de manera temática, y esto se refleja en sus filmes, como la anterior y sumamente recomendable Punisher; War Zone, y sus "motion comics" Astonishing X-Men Thor & Loki; Blood Brothers.

Empecemos desde arriba: ¡Me rockeó la película! sin lugar a duda rebasa con creces los a la primera, pero cabe destacar que como Punisher; War Zone, esta cinta no es para todos. Los directores Brian Taylor y Mark Neveldine (conocidos por Crank y Gamer) hacen cine neurótico de acción y muy en la onda de la explotación, lo cual funciona con nuestro antihéroe.

Pareciera que en estos filmes de Marvel Knights se agarran mucho de las historietas de Garth Ennis, que también tiene un estilo muy divinamente grotesco, crudo y traumático de escribir, y más aún a estos personajes torturados. Este filme se siente como la miniserie de Ennis Ghost Rider; Road To Damnation (ilustrada por el canadiense Clayton Crain), y también toma algo de la miniserie Ghost Riders; Heaven’s On Fire por Jason Aaron y Rolan Boschi, aunque la historia realmente no toma ningún argumento en específico y se toma muchas libertades (especialmente con el villano, Blackout).

Otro punto que hay que aclarar es que no es precisamente un reboot de la película anterior ni es una historia de origen. Al estilo de The Incredible Hulk, toma la mitología desarrollada en la primera película, la condensa en la secuencia inicial y después continua con una historia totalmente nueva. En este caso, Johnny Blaze se ve envuelto en una sátanica intriga entre mafiosos, una conspiración demoniaca, peculiares fanáticos religiosos, y un niño y su madre, que aparte de ser víctimas, también tienen cola que les pisen. Esto no es fácil para Blaze, ya que también tiene que lidiar con sus propias maldiciones y enfrentar verdades sobre su persona: a veces para ir al cielo, hay que pasar por el infierno.

A favor: Vayamos con los tecnicismos. En general la cinta está bien actuada, y particularmente Nick Cage viene con todo, llegando a los niveles que hicieron memorable su participación en Kick Ass y Matchstick Men, con todo lo que necesita el excéntrico motociclista torturado Johny Blaze. También Idris Elba (Heimdall en Thor) en su papel de Moreau es memorable, y en general las actuaciones fueron sólidas, aunque Violante Placido (Nadya) se sentía algo floja a veces (su personaje era más bien un recurso para la trama y esto seguro afectó su actuación).

El guión es bastante fuerte (obviamente no es Cinema Paradiso, pero si van a ver una película de Ghost Rider esperando eso, ¿quién es el tonto?), conciso, humorístico y con algunos toques muy macabros y esquizofrénicos. La edición es muy vistosa y rápida, los efectos son todo lo que uno podía desear de una película del Espíritu de la Venganza, y la acción no queda debiéndole a nadie, a diferencia de la primera entrega.

Lo que no estuvo padre: Primordialmente los antagónicos, que histriónicamente dejan mucho que desear, aunque de este mal siempre ha sufrido la historieta (siendo Blackheart y Mephisto grandes excepciones, aunque fueron desaprovechados en la primera parte).

También mencionaría que la cinta no es accesible al grueso del público, pues para agarrarle bien la onda hay que saber sobre el personaje y entender que no estamos hablando del mismo tipo de aventuras que las de Batman o Spider-Man. También cabe mencionar que Eva Mendes no aceptó regresar a interpretar a Roxanne Simpson, lo cual pienso que le hubiera dado una dimensión interesante a los conflictos de haber ocurrido.

Si son gente adepta a la cultura chatarra, nerds de cómics, fans del cine de acción/explotación y les gustan las cosas locas y aceleradas, no se la pierdan (seguro la veré una segunda vez). Si esperan un cine pretencioso paisajista, mejor vean The Artist.



DATOS FRIKI
  • El productor ejecutivo de esta secuela es Mark Steven Johnson, director de la primera Ghost Rider, así como de Daredevil.
  • El escritor de esta cinta es David S. Goyer, guionista de Batman Begins, Batman The Dark Knight,  las tres películas de Blade y el próximo filme de Superman. Goyer también produce esta nueva cinta de Ghost Rider.

3 comentarios:

John Mulder dijo...

interesante Reseña Mr Valentine, esperaremos a verla para ver que salsa, saludos al Comikaze Crew

Spike Valentine dijo...

Vale dude! Un saludo, y espero que la disfrutes!

Valentín García dijo...

Casi tocayo, la verdad no estoy de acuerdo contigo, no porque no sea una película de arte tiene que carecer de buenos diálogos, ritmo o actuaciones por lo menos decentes. Creo que el único que se salva es justamente Moreu, porque a Nicolas Cage no le crees jamás que pueda ser Johnny Blaze.

Es cierto, para gustos los colores, pero yo no recomendaría esta película, y no por montarme en el carro fácil de quienes la criticaran, sino porque en verdad es mala. Me tocó verla en familia, y el único que le vio algo bueno fue mi papá, de 64 años (le gustaron los efectos). Ni mi sobrino de 11, quién insistió en verla, terminó convencido.

Eso sí, si van a gastar en ella no se molesten en pagar el 3D, es prácticamente nulo.